martes, 29 de julio de 2014

La Laguna de Villalba

En la línea expuesta no hace mucho de interesada labor social, dirigida a divulgar buenas prácticas, desarrolladas en aquellos negocios gastronómicos de mi entorno que lo merezcan, traigo a escena un nuevo y prometedor proyecto, que espero que la variopinta población local sepa entender y disfrutar. 

Temo que paulatinamente voy dando más datos de mi escondite, pero me arriesgaré nuevamente. Vivo muy cerca de una bonita laguna que aunque artificial, está adaptada y poblada para la pesca, y rodeada de un hermoso y cuidado parque cuyo mantenimiento lleva el Ayuntamiento, y lo hace bastante bien. 


En medio de este parque hay una bonita casa destinada a una concesión de hostelería, que algunos años atrás, se desarrollaba sin pena ni gloria con otro anodino bar más. Pero muy recientemente una ambiciosa reforma ha terminado por dotar a la casita en cuestión de un aspecto moderno, pero divertido y tremendamente acogedor gracias a una gran chimenea ubicada en el centro del local. 


Paredes blancas, maderas, sillas de colores. Ambiente entre lo cottage y el loft industrial... buen gusto, a fin de cuentas, al que se une una preciosa terraza que nos regala la pacífica vista de la laguna, con un atardecer especialmente evocador. 

¿Hay algo más aparte del entorno y la decoración? Pues sí. 


Aunque no podemos olvidar donde estamos, por lo que la cerveza y las raciones han de ser los protagonistas, aparte de la Estrella Galicia, una carta no demasiado extensa muestra una colección de viandas que, aunque poco sorprendentes, demuestran, al menos en lo que hemos probado, preocupación por el producto y su elaboración. 

Así, podemos encontrar una excelente ensaladilla rusa, unas setas empanadas con alioli, crujientes y nada grasientas, unos calamares a la romana frescos y muy bien fritos, y una sepia algo mejorable. Bordan una de mis debilidades de infancia, el pollo empanado, y especial mención merece la ensalada de tomate, con una hortaliza excepcional y un toque de ajo que, sin excesos, le da al plato una personalidad tremenda. 



Aunque no los hemos probado, prometen los arroces y las hamburguesas, pero como no anda lejos, nos iremos a por ello en la próxima visita. 

En el apartado de vinos, no se aprecian grandes sorpresas ni una larga lista de alternativas, pero se supera en cierta medida lo que uno espera encontrar en un lugar de estas características, habiendo ejemplos en todas las categorías de posibilidades más que aceptables. 

En el caso de autos, nos acompañó Valmiñor 2013, un albariño muy correcto que estuvo bien con todo. Los precios son atractivos, acordes al lugar, pudiéndose cenar muy bien por veinte euros. Poco más se puede pedir. 

Por lo demás, aunque le falta un pelín de rodaje, el servicio es muy amable, la estancia siempre agradable, y la experiencia muy positiva. Por construir en la mejora, sería muy interesante incorporar a la oferta algún "fuera de carta" con el que sorprender al respetable, no acomodarse y demostrar inquietud por el producto de mercado.

Y si a eso le añadieran el descorche, teniendo en cuenta que me bastan dos minutos descolgarme desde mi casa, me acabarían teniendo como un parroquiano, al más puro estilo Cheers. 



La cosa apunta bien.



La Laguna del Carrizal
Playa de la Lanzada s/n
Collado Villalba (Madrid)
918498821



4 comentarios:

Jose dijo...

Acabarás poniendo un mapa como en el 'Area 51' en un episodio de Los Simpson: "You are here. We are not."

Por cierto, si pongo la dirección en GMaps indica un lugar distinto a si pongo La Laguna del Carrizal. ¿Cuál es el correcto?

Saludos,

Jose

Mariano dijo...

Hola Jose!,

He mirado en GMaps y poniendo la laguna en diferentes combinaciones sólo salen barbaridades, la más cercana en Segovia.

Es mejor poner calle de la lanzada s/n y te deja en la entrada del parque en el que se encuentra.

Saludos!

Jose dijo...

¡Qué de lanzadas hay en su barrio! ;-)

Gracias & saludos,

Jose

Antojo Extremeño dijo...

La pinta es estupenda, si se presenta la ocasión, se visitara.

Galicia entre copas, SEGUNDA EDICIÓN

Puedes comprarlo on-line en...

Visitas

Seguidores